lunes, 20 de febrero de 2017

De lejos

Espejos,
mil pedazos de carne...
dos docenas de huesos.

La noche, vuelve a mirar,
con esa luz blanca que le cuelga de su techo.

Solo un lápiz.

Vuélveme,
treinta años atrás,
que los besos que sí di
vuelvan a ser verdad.

Que: Poesía,
termine haciéndome llorar.

Y que el silencio...
que el silencio,
siempre se niegue a hablar.